Extraordinario

¿Qué es un gran amor?
Es un amor real… Verdadero.. Más allá de las palabras.


Tan simple..que lo ves en los ojos llenos de ternura de quien te mira.
Tan inmenso..que sientes no tener vida suficiente para demostrarlo.
Tan humano.. que es también respeto, lealtad y honestidad.


Tan honesto…que no permite ni justifica la infidelidad.
Tan divino.. que por si solo es la esencia de todo lo que existe.

Tan propio que comienza en ti..
Tan abierto…que aprende a poner límites y
Tan universal que no tiene límites.

Tan ordinario…que va contigo donde vayas..
Tan extraordinario..que todo lo que toca es inolvidable.

“…Vive en tí un amor extraordinario…”

Consecuencias

Cada acto que realizamos tiene una consecuencia…

No un castigo..
no una condena..
no una reprimenda de la vida.

Mas si..
un resultado..
una cosecha de lo sembrado..
el fruto de lo que realizamos.

Por ello..
hemos de aprender a tomar consciencia de nuestras acciones..
tomar consciencia de lo que estamos sembrando, cómo y donde lo estamos haciendo.

Utilizar nuestra sabiduría ganada por la experiencia..nuestra empatía de ponernos en el lugar de los demás…y nuestro amor para tener la mejor intención que nos mueva y nos inspire.

Que tus actos sean la conclusión de la fuerza de tu amor.
Que dejen semillas de bondad..
Que sean inolvidablemente honestos y justos..
Que dejen a su paso…huellas de sabiduría y coherencia.
Que sean nuestro legado de paz.

“…Que tus actos tengan la sabiduría del amor y la bondad…”

Conversaciones

Hace poco dos amigos conversaban luego de muchísimo tiempo de no verse.
Uno contó las decisiones que tomó…
El camino que hoy está recorriendo..
Y el otro amigo hizo lo mismo.

Se miramos..se escucharon…
Y gran parte de lo que ambos hacen ahora…no lo pudieron comprender totalmente..
Y otro tanto de lo que cada quien ha elegido.. y tampoco pudieron entenderlo.

Somos personas distintas..
Experimentando la vida de acuerdo a la verdad de nuestro corazón..hoy.

Somos personas distintas..
Con diferentes heridas..
Con diferentes pasados..
Con diferentes motivaciones.

Ninguno sabe lo que es estar en el lugar de otro…
O estar en los zapatos de alguien…

Eso es algo qué hay que entender en cada encuentro de nuestras vidas…
Es que por más que un camino parezca extraño…o algo que otro no eligiría…
No se puede juzgar como mejor o peor..
Porque no estamos viviendo esa misma realidad..
Porque no sabemos las goteras de esa casa..porque no estamos allí.

Pero podemos respetarlo..
Podemos respetarnos..
Y hacer de ese respeto…nuestra coincidencia..nuestro abrazo.

“…En el respeto y el cariño está nuestra coincidencia y nuestro compartir..allí nos encontramos…”

Anciedad

Cuando se siente inquieto…
Su mente se va lejos…
A lo que pasó alguna vez..y dolió..y al temor de que pase de nuevo.
Y al futuro…a los muchos escenarios trágicos que podrían existir.

Cuando esto ocurre..
La ansiedad solo aumenta.. Porque lo ha dejado solo en el único lugar donde realmente esta…hoy.

De esto aprendió…
Que podemos imaginar pasados tristes y mañanas dolorosas…
Y preocuparnos y sufrir…

O podemos confiar en que tendremos lo necesario para atravesar cualquier escenario..que se presente en la gran novela de nuestra vida.

La ansiedad dice: “y si tal o cual cosa ocurre…que haremos?”.
El amor dice: “Deja el mañana en manos del mañana…y el hoy en manos del ahora”.

“…¿Quién vive tu vida..si no estás aquí hoy?…”

Respirar

Siempre planeó su vida..
Desde muy pequeño supo exactamente adónde iba y cuando y cómo.

Hasta que un día..
La vida no estuvo de acuerdo con sus planes..
Lo sacó de donde estaba..
Y poco a poco lo trajo hasta donde se encuentra hoy…

Es un reto para él soltar, dejar ir y ver qué pasa..
Es un reto confiar en su corazón..
Porque aún le preocupa..
Porque no le enseñaron a hacerlo..
Y recién estaba conociéndolo.

Pero en esta parte del camino..
Ahora puede decir…
Muchas veces creemos que lo controlamos todo..
Y sin embargo..
El Todo que está en nuestras manos es poner lo mejor de nosotros sobre la mesa… Nuestra voluntad..
Nuestra energía..
Nuestra alegría..
Nuestra fe..
Y nuestro amor..

Y dejar que la vida haga con ello..
Lo que necesita hacer para que aprendamos a vivirla.

A veces solo necesitamos respirar profundo..y dejarnos hacer..
Dejarnos transformar en lo que necesitamos ser..
Dejarnos existir.. A veces solo necesitamos la simpleza y la naturalidad…de ser uno con quien ya lo somos.

Vamos… Hoy respira..
Todo va a estar bien.

“…A veces sólo necesitas confiar en la vida…”

Decisiones

Podemos estar rodeados..
De todo el amor, de toda la ayuda, de todas las buenas intenciones.. Sin embargo… Nuestra recuperación, nuestro renacer.. Nuestro bienestar..
Depende exclusivamente de la decisión propia de hacerlo.

De tomar la ayuda…de hacer de aquellas intenciones.. acciones, de recibir el amor.

Estar bien..
Ser feliz..
Sanar..
Mejorar..
Crecer..
Florecer..
O como le digas…
Es 99.99 por ciento nuestro trabajo.
Y 99.99 nuestra responsabilidad y derecho.

Si hoy no lo estás..
Volverás a estar bien..
Lo harás..
Lo decidirás..
Lo elegirás..
Lo trabajarás..
Lo construirás..
Lo vivirás.

“…Quien lo hace..quien lo logra..siempre eres tú…”

El amor según Erich Fromm

Si dos personas que han sido extrañas…


«Si dos personas que han sido extrañas… dejan de pronto que la pared que hay entre ellas se rompa para sentirse y descubrirse, esta será una de las experiencias más emocionantes de la vida»

Erich Fromm-

Esta es otra de las frases de Erich Fromm más hermosas.

Nos habla de la intimidad, ese milagro que suele iniciarse con la atracción y que se consuma con un encuentro más profundo que trasciende a la piel y la propia sexualidad.

Hablamos de la conexión emocional, del descubrimiento del otro como persona en todos sus matices, con sus virtudes, con sus defectos, sus esencias…

Hablamos de la intimidad en la que se deslizan las confianzas, el tacto que eriza los pelos de la piel, o una conversación relajada y nostálgica que se cuela por esos agujeros del cielo, llamados estrellas.


«El amor no es esencialmente una relación con una persona específica; es una actitud, una orientación del carácter que determina el tipo de relación de una persona con el mundo como totalidad, no con un objeto amoroso».

-Erich Fromm-

Algo que nos quiere hacer entender Fromm en su obra es que las personas vemos el amor como un objeto y no una facultad. Amar tampoco es una dinámica que se limita a esa relación que establecemos con nuestras parejas, nuestros padres o nuestros hijos.

Amor infantil o maduró

El amor infantil sigue el principio: «Amo porque me aman». El amor maduro…
«El amor infantil sigue el principio: «Amo porque me aman». El amor maduro obedece al principio: «Me aman porque amo». El amor inmaduro dice: Te amo porque lo necesito. El amor maduro dice: «Te necesito porque te amo».

-Erich Fromm-

Una de las frases de Erich Fromm que no se limita en exclusiva al ámbito de las relaciones afectivas. En realidad tiene mucho que ver con el modo en que las personas se relacionan con la propia sociedad: lo hacen más por necesidad o sensación de carencia que por altruismo, que por un amor auténtico por sus semejantes.

Esta forma de amar, la que se basa en la necesidad, es para Fromm algo patológico. Supone no atendernos ni entendernos, supone esperar que los demás se responsabilicen de lo que nosotros no somos capaces de procurar y que en realidad, se sitúa en nuestra parcela de responsabilidad.

«El primer paso es tomar conciencia de que el amor es un arte, así como la vida es un arte; si queremos aprender a amar, debemos proceder de la misma manera que debemos proceder si queremos aprender cualquier otro arte, como la música, la pintura, la carpintería o el arte de la medicina o la ingeniería»

El arte de amare

Amar con inteligencia y de forma plena es el resultado de un acto deliberado, un propósito que requiere y al mismo tiempo demanda buscar la excelencia. Si nos limitamos a dejarnos llevar, a actuar de forma pasiva esperando que el otro diga, el otro haga, el otro adivine y me corresponda derivaremos en la frustración más absoluta. Esto mismo es lo que nos enseñó el psicólogo social, psicoanalista y filósofo alemán, Erich Fromm, en su libro «El arte de amar»

«Paradójicamente, ser capaz de estar solo es la condición para ser capaz de amar” -Erich Fromm-

«El arte de amar» no es una obra separada dentro del vasto e interesante legado intelectual que nos dejó Erich Fromm. En realidad, es una continuación de otro libro, «El miedo a la libertad». En este último ya había abordado diversos aspectos de la naturaleza humana, y por tanto sentía la necesidad de profundizar en esa dimensión tan básica y esencial para las personas, como es el amor.

Así, si hay algo que buscaba por encima de cualquier cosa era enseñarnos que el amor es un arte, y que como tal exige un dominio exquisito tanto de la teoría como de la práctica, porque, y esto es importante recordarlo, el amor es la única respuesta a nuestra existencia, él es quien nos confiere sentido, quien da significado también a nuestra sociedad.

El amor es la preocupación activa por la vida y el crecimiento de lo que amamos.
Si hay un aspecto interesante en el libro de «El arte de amar» es la tesis de que la mayoría de nosotros no sabemos amar.

El amor era y es, por tanto, ese motor que debe empujarnos a ser mejores. Para ello, estamos obligados a trabajar de forma activa en nuestra personalidad y crecimiento personal, de manera que satisfagamos primero al amor propio, para después amar en plenitud al otro. Algo así requiere verdadera humildad, coraje, fe y disciplina.

El amor es una actividad, no un efecto pasivo; es un estar continuado, no un súbito arranque
Más en Inicio

Cuando no dejamos de darle vueltas a todo.

Estar enamorado no debe ser un acto pasivo, como quien se limita a dejarse llevar, sin hacer nada más. Todo lo contrario, es un acto en cuyo deleite hay una gran cantidad de movimiento, voluntad e intercambio

Las frases de Erich Fromm más representativas y donde se nos insta a dejar a un lado esa nube en la que estamos instalados para afianzar esa relación, para invertir esfuerzos, para ir juntos de la mano trabajando en un mismo proyecto y siendo creadores cotidianos de nuestra propia relación.

Gracias

Un buen punto de partida..
Un buen inicio de algo..
Siempre lleva gratitud a lo que dejas atrás.

Gracias por lo que fué…
Por lo que no fué…
Por lo que quise que estuviera en mi vida y no estuvo..
Por lo que permaneció y me iluminó la existencia.

Gracias por los que se fueron..
Por los que llegaron..
Gracias por la ayuda que fui capaz de ofrecer..
Y por la que generosamente recibí..
Gracias por los obstáculos..
Y también por la fortaleza que tuve para atravesar los.

Gracias por los días que abrí los ojos..
Por los días que tengo la bendición de vivir y seguir viviendo…

La energía de la gratitud hace que empieces cualquier proyecto, camino, objetivo….con buen pie..
Porque partes y te despides cada día con amor de lo que dejas..
Y abres el corazón para dar la bienvenida a lo que llega con el mismo renovado amor.

Gracias.

“… La vida ya es un milagro…”

Pasado

Del pasado..
¿Qué nos podemos llevar.. Que no pese.. Que nos ayude.. Que nos ilumine el camino de hoy?

Del pasado..
De tantas experiencias..
Tantas noches y días..
¿Qué es lo inolvidable…lo que hemos de guardar en la memoria del alma?

Lo que aprendimos…
El néctar de la sabiduría de cada experiencia..
La frase célebre de cada episodio de nuestra vida.

Y todo el amor que sentimos..
El que recibimos..
El que dimos..
El que fuimos..y seguimos siendo.

Del pasado tan abrumador a veces..
Hoy me llevo dos cosas conmigo..
Lo que me enseñó…y el poder de lo que amé.

“…Del pasado lo que edifica..lo que nutre..lo que enseña…”

Todo a tiempo

¿ En qué momento comenzó a mejorar?
¿Cuando la angustia comenzó a sentirse menos?

Cuando dejó de escuchar…
Aquellos seguro bien intencionados..”deberías sentirte mejor”..”haz esto para sanarte ya”..”mi hermano lo logró en menos de un año”…

Y cuando dejó a un lado a su propia impaciencia por cumplir expectativas ajenas..por cruzar metas que no eran suyas…

Allí…lo aceptó…
Ese  fué su proceso..
Y durará el tiempo que necesite durar..
Dará lo mejor de sí cada día..
Sin embargo no apresuró ni presionó a su corazón con ningún “debería”..
Lo dejó libre de sanarse a su ritmo..y lo único a lo que se dedicó es a ayudarle.

Puede que estés pasando por algún dolor, alguna pérdida, un duelo..una enfermedad…
Puede que te cueste sonreír hoy..

Sólo puedo decirte que te tomes tu tiempo..
Que le dejes curarse a la velocidad que necesite..
Que si…que le ayudes..que busques medios para mejorar..
Pero siempre recordando el respeto que te mereces.

No es una carrera…
La sonrisa volverá a su tiempo.. Todo a su tiempo.

Paz.

“…Todo a mi tiempo..todo a mi ritmo…”

Soltar

Ayer lloró a mares…

¿La razón?

Aparentemente una discusión..

Sin embargo..
Cuando comenzaron a fluir las lágrimas..

Lloró por el dolor que sentía todo el año..
Lloró por los sueños a los que les dijo adiós..
Lloró por los ciclos que terminaron..
Lloró despidiéndose de la persona que fué…y no será más.

Lloró por la niña asustada que vive en en ella…
Por la joven que se sintió alguna vez incomprendida..
Por la partida de cada ser querido que ya no está..

Y también..
Lloró de gratitud…
Por poder sanar…
Por la ayuda y el amor que recibe…
Porque aún está aquí.

Luego…se sintió en paz… en calma..
Cómo si esas gotas saladas..hubieran sacado un nudo en si garganta..y liberado su corazón preso..como si su alma quedara ligerita..

A veces… Solo necesitas sentir..
Llorarlo..
Lo que no fue..lo que duele..lo que hiere..lo que ya no está..el pasado que no pudiste procesar…
Y así..dejarlo salir..
Y así.. descansar.

“…A veces todo lo que necesitas es permitirte sentirlo…”